Crónica de un Festival (FIV 2014)

   Un año más el Festival Independente de Vilalba, más conocido como FIV, daba el Pistoletazo de Salida a la temporada Festivalera, y un año más acudí. El mono de festival y música en directo era casi inaguantable.

   Para los que no conozcáis Vilalba es una pequeña población de poco menos de 15.000 habitantes, al norte de la provincia de Lugo, célebre por haber sido donde nació el ínclito Manuel Fraga Iribarne. Porque os cuento esto, porque es un dato a tener en cuenta, en el FIV hace frío, y esto lo debería saber, pero salí de mi casa (Vigo) con un sol estupendo y se me olvidaron las prendas de abrigo, y pasé frío, mucho frío pero también  pasé un buen fin de semana donde disfruté de la mayoría de conciertos que nos tenían preparados los chicos del FIV,  vayamos al lío.

EAGULLS

   El Festival lo abrieron los ingleses Eagulls, de los cuales sabía 2 cosas, que tocaban punk y que ,por lo que había leído, eran una de las nuevas promesas inglesas. Pues bien el Punk no es un estilo que me guste demasiado, pero en directo un buen concierto de punk puede ser divertido, y esas eran mis expectativas con el grupo liderado por George Mitchell, pasármelo bien, expectativas que no cumplieron. Lo único que vi, y escuché, fue a cuatro ingleses tocar repetitiva y aceleradamente las guitarras y a un frontman como muy poco feeling con el escaso público que había en ese momento, de hecho creo que la gente se movía un poco lo hacía por el frío y no por las guitarras aceleradas y ruidosas de Eagulls, pero como no me gusta hablar mal de ningún grupo, pasemos a hablar de los Right Ons.

   Los madrileños/coruñeses The Right Ons se presentaban en el escenario del FIV con Mi Volcán, su nuevo album donde dan un giro a su carrera al pasarse al castellano, con la dificultada que tiene hacer su música, rock guitarrero, en castellano. Comenzaron el concierto con una de sus canciones más conocidas Purple Neon Nights, y acto seguido empezaron a presentar las canciones del nuevo albúm, donde debemos destacar Quiero Bailar y la canción que da título al disco, Volcán, pero también tuvieron tiempo para tocar alguna de sus canciones más emblemáticas como On The Radio. A destacar la fuerza de la guitarras, sobretodo en las improvisaciones instrumentales donde llegan a juguerretear con el Jazz y la voz y el carisma de Álvaro, que consiguió que los asistentes dejaran de hablar del tiempo y se pusieran a bailar.  Ahora sí empezaba el festival.

RIGHT ONS

   Después del calambrazo que había supuesto el concierto de Right Ons le tocaba el turno a los murcianos Second, que salieron uniformados y dieron un buen concierto, donde debo destacar el buen uso de la electrónica, pudiendo definir a Second entre un mezcla entre la Habitación roja y la Casa azul, haciendo bailar al personal con canciones como lobotomizado o antiyo. Mención especial para “Rincón Exquisito” ver a todo el público cantar “Desde aquella habitación, desde aquel rincón tan exquisito,lanzamos un mensaje para todo el universo…” fue, sin duda,  uno de los momentos del festival.

Second

 

Amaral

   Tocaba el plato fuerte de la noche, Amaral, que venía a presentar su último album Hacía lo salvaje donde se incluye su último single con un polémico videoclip Empezaron el concierto tocando “Sin ti no soy nada” en una bonita versión acústica, con el público en el bolsillo,  mucha gente había ido solo a verlos a ellos, empezaron a tocar sus canciones algunas del nuevo disco como la mencionada Ratonera y otras más clásicas como El universo sobre mí, Estrella de mar o Revolución. He de decir que no soy un gran seguidor de Amaral, pero dicho esto también tengo que decir que en conjunto me gustó el concierto. Eva tiene una fuerza y un carisma en el escenario arrollador, y explica gran parte del éxito del grupo, y Juan Aguirre es un estupendo guitarrista que lidera una gran y experimentada formación musical. Es cierto que en algún momento se me hizo un poco aburrido el concierto y volví a notar el frío que hacía en Vilalba, de hecho creo que si acto seguido no tocasen uno de los grupos que más me gusta en directo, Fuel Fandango, puede que me hubiese ido.

   Nita y Acosta, es uno de los dúos musicales con más flow de nuestro país, y lo demuestran en cada directo y el del Fiv, por cierto descubrí a este grupo en la edición de hace dos años, no iba a ser menos.

   Aunque he visto ya una cuantas veces a Fuel Fandango, aun no me había escuchado el último disco 13 lunas en directo, y tenía bastantes ganas. Los que hayáis visto a Fuel Fandango en directo, ya sabréis que Nita te hipnotiza , su forma de bailar, de moverse y esa privilegiada voz hace que sea difícil apartar la vista de ella. Sin embargo no hay que desmerecer a Acosta que es un músico como la copa de un pino, y compone grandes canciones como  trece lunas, fragile…. que hacen de Fuel Fandago una de las bandas más interesantes para ver en directo y que hizo que la bancada se levantase y se quitase el pelete que hacía moviendo el esqueleto, joder vaya expresión más “vintage” me acaba de marcar, definitivamente me estoy haciendo mayor, y por eso me fui a dormir mientras los Fandango seguían haciendo bailar a los más jovenzuelos.

Fuel Fandango

 

SÁBADO:

 

   El sábado me levanté temprano, es lo que tienen las tiendas de campaña, y me fui a desayunar a uno de los bares del pueblo y a leer el periódico, sin embargo a los 5 minutos de estar allí sentado me puse a hablar con el camarero pues los 2 nos hacíamos la misma pregunta, porque había tan poca gente, o mejor dicho, porque había menos gente que los años pasados, siendo este el mejor cartel que recuerde. Ninguno de los presentes pudimos dar una explicación razonable, y digo presentes porque empezamos la conversación el camarero y yo, y la acabamos el camarero yo y 4 o 5 personas que unieron paulatinamente a la charla.

  Aprovechando la circunstancia le pregunté si alguien sabía quién era Ángel Stanich y que tal estaba, y me dijeron que esta guay que tocaba muy bien el chaval ese, así que como no tenía nada mejor que hacer por la mañana decidí acercarme al centro cultural de Vilalba  a Ángel Stanich. ¡¡¡¡ Qué gran acierto !!!!

   Puede que Ángel Stanich, sea el gran descubrimiento del FIV, es cierto que al resto los conocía, a unos más que otros, pero sin embargo Stanich, junto con Izal, fue el concierto que más me sorprendió. De Ángel me sorprendieron sus letras bizarras y surrealistas y sobretodo su voz, su maleable voz que también sabe aprovechar con  eso giros vocales que lo hacen tan especial, así que si de casualidad te enteras de que un tal Ángel Stanich toca el tu ciudad, acude raudo a verlo, me lo agradecerás. 

   Después de disfrutar del concierto del Santanderino, afincado en Valladolid, me fui a comer y a ver el Celta para acto seguido, tomar una par de birras y al recinto.

   A las 19:30 empezaron a tocar los vigueses, Maryland, presentando su último disco, Los años muertos, en el cual se han pasado al castellano, y les ha dado cierta relevancia nacional. Es cierto que han madurado como banda, y sobretodo han mejorado su directo, al menos desde la última vez que los ví, que si no recuerdo mal fue en un Lolapop. Sin embargo, para mí, le sigue faltando un algo, un poco más de fuerza o intensidad, no se muy bien como decirlo, son una banda de pop adolescente a la que le tiene que crecer la barba para convertirse en una banda de pop adulta, como León Benavente, banda del tambien vigués, Abraham Boba.

Maryland

    A eso de las 20:30, salían a  escena León Benavente, que era sin duda a la banda que más ganas tenía de ver. Lo primero que tengo que decir, es que aunque León Benavente, sea una banda recién nacida, sus integrantes tiene muchas tablas, y eso se nota encima de un escenario, en el que en ningún momento se les vio cómodos del todo, como si hubiese cosas que estuvieran fallando. Sin embargo estos pequeñas cosas del directo, no impidió que LB dieran un gran concierto, lleno de riffs de guitarra, y con un Abraham Boba entregado que no paraba de moverse y gesticular desde detrás de su teclado.

León Benavente

Los coronas

   

Les tocaba el turno a Los Coronas, que como siempre dieron un gran y divertido concierto de rock surf, pero como en los últimos años los he visto muchas veces y el puesto de comida que había dentro del recinto, era un poco caro, decidimos aprovechar la circunstancia para ir a cenar a uno de los bares que estaban al lado de la carpa donde se celebraban los conciertos, pero antes de irnos a cenar nos dio tiempo a escuchar una estupenda versión, surf como no , de tengo el corazón contento de Marisol, y ver lo bien que se defiende Loza cantando.

   El Cabeza de cartel, Izal, salía a escena y se notaba pues fue sin duda el momento que más gente se concentró delante del escenario. El grupo liderado por Mikel, salió al escenario con ganas de comerse Vilalba, y lo hicieron. Antes del concierto tenía una sensación agridulce, pues después de sorprenderme con el concierto de Izal en el Sonorama, me decepcionaron un poco en el Ensache. Sin embargo, creo que puedo decir que el concierto de los madrileños fue el mejor concierto del Festival.

   Es increíble lo rápido que aprenden estos chicos, si es cierto que en el Sonorama me gustaron, hay que tener en cuenta que estaban rodeados de la magia de la plaza del trigo, también les vi un poco tímidos e intimidados ante tanto público, esa sensación desapareció por completo en el FIV, donde Mikel Izal, y el resto de la banda demostraron estar mucho más rodados y controlar por completo la situación, lo cual hizo que el público presente, y ellos, disfrutarán del concierto, y de las canciones de su último disco, Agujeros de gusano.

IZAL

   El último grupo que vi, fue a The Gift. Con los portugueses me pasa una cosa muy curiosa, cuando escucho sus canciones en casa, no me gusta prácticamente ninguna. Sin embargo en directo todo cambia, no sé si es porque la fuerza que le pone Sonia Tavares, o por la energía que transmite Nuno (el teclista) o porque cada concierto de The Gift se convierte en una colorida y alegre velada, no se cual es la razón exacta, pero lo cierto es que acabo disfrutando mucho en los conciertos de The Gift, y a esas hora de la noche, depués de tantas horas despierto, no se le puede pedir más a un grupo.

   Asi que The Gift fue el cierre perfecto de un FIV donde la protagonista principal fue la mujer cada una con sus características y sus cualidades, pero tanto Amaral, como Nita, como Sonia Tavares son 3 pedazo de artistas, 3 grandes FrontWoman

The gift

The gift

MÁS FOTOS AQUÍ——> FLICKR

Share